En 1945, EE. UU. lanzó la primera bomba atómica sobre Hiroshima. Cuatro años después, contra todo pronóstico, los soviéticos detonaron la suya.

Lea El Artículo