La declaratoria de la UNESCO es como un “llamado de atención” para que la sociedad mexicana vea lo que se produce y custodia en el país, declaró el vocero del taller Uriarte Talavera