Mira el anuncio en el que Tom Brady se ríe del «Deflategate»

¿Acaso ya lo superó?

212

El inicio de esta temporada fue singular para Tom Brady, mariscal de campo de los New England Patriots, quien debió mirar de lejos los primeros cuatro partidos de su equipo debido a que pesaba sobre él una suspensión por el sonado caso del «Deflategate».

Así se trolean los equipos “con mucho estilo” en la NFL

En dicho escándalo, se acusaba a Tom Brady de mandar desinflar un par de libras los balones que se usarían en el partido correspondiente a la final de la Conferencia Americana de 2015 ante los Indianapolis Colts, con el fin de tener mejor agarre al momento de lanzarlos.

Ahora, Brady da la vuelta al asunto y hasta bromea con él en un anuncio para la tienda de zapatos deportivos Foot Locker, en el que aparece para la campaña publicitaria llamada Week of Greatness que usualmente la empresa lleva a cabo antes del Día de Acción de Gracias.

Esta campaña que se realiza desde hace varios años, tiene la premisa de que todo en el mundo marcha bien, por lo que las líneas de Brady son simples pero directas: «No porque algo esté bien año tras año, quiere decir que exista algo extraño en ello», comienza el deportista sentado en la barra de una cafetería.

Después se dirige a sus interlocutores a quienes dice: «¿Por qué algunas cosas no pueden ser solo grandiosas? Todo empieza con preguntas que se transforman en aseveraciones y luego éstas se transforman en vacaciones (en alusión a la suspensión). Así que ¿por qué castigar la Week of Greatness por algo que ni siquiera ocurrió?», finaliza Brady.

Esta campaña ha tenido momentos tan graciosos en años anteriores como el hecho de ver a Mike Tyson devolverle el pedazo de oreja que arrancó a Evander Holyfield cuando ambos se enfrentaron en una pelea por el campeonato de peso completo o bien, la compra de un viaje a Corea del Norte «solo de ida» del ex basquetbolista Dennis Rodman.